Si lo piensas detenidamente, el armario es algo que vemos y usamos todos los días, te quedes en casa o no, por lo que su organización y su posterior mantenimiento es fundamental si no queremos agobiarnos ya que después puede resultar complicado volverlo a ordenar. Deshacerse de las cosas a tiempo y doblar bien la ropa son algunas de las claves. Sigue los siguientes consejos:

9 sencillos consejos para organizar tu armario

  1. Deshazte de todo lo inutilizado. Tienes que tener en cuenta que el armario es limitado y que no te puedes quedar con todo. Quédate con lo que utilices, lo que sea positivo y lo que te haga feliz. Para ello agrupa la ropa o complementos en 3 montones; lo que te quedas, lo que vas a tirar y lo que tienes que arreglar. A este último montón vuelve a echarle un vistazo por si realmente merece la pena quedártelo o no.
  2. Organiza los objetos por categorías de productos. Ten en mente antes de empezar, cómo vas a distribuir el armario en relación a las categorías, dónde va cada cosa. Lo mejor es guardar las cosas por categoría y no por lugar, es decir, no mezcles los calcetines con los guantes. Cada objeto tiene su espacio. Así cuando vayas a buscar o a coger algo, vas a saber en qué lugar se encuentra.
  3. Lo más fácil, primero. Ya que sabes la ropa que quieres, ahora solo queda colocarla. Para no desanimarte, lo mejor es empezar por lo más sencillo, es decir, la que más abulta, la que más usas y la de vestir, para terminar con los complementos y la ropa interior. Por ese orden.
  4. Todo de golpe. Eso de, “voy a descansar, luego sigo”, no sirve. Lo sabes. No dejes la tarea a medias, es mejor terminarla aunque requiera más tiempo, así la satisfacción será mayor.
  5. Agrupa por colores. Ordena los colores de más oscuros a más claros de izquierda a derecha. Así la sensación de orden y la facilidad para encontrar lo que buscas, será mucho mayor.
  6. Colocación de la ropa. O con perchas o dobladas con tres pliegues y de forma vertical. Lo de las perchas ya lo sabemos pero ¿doblar la ropa con tres pliegues y colocarla de forma vertical? Pues si, de esta forma se consigue más espacio en el armario. Además de la rapidez que supone, la ropa no se arruga y no hay riesgo de desordenar todo el armario cuando se saque algo.
  7. La colocación de los zapatos. Tengas o no espacio en el armario para colocarlos, es conveniente hacerlo en cajas con etiquetado. Queda más ordenado, no desprende olor y te ahorrará tiempo.
  8. Aprovecha los espacios. Las maletas vacías o un trastero pueden ser grande aliados para guardar ropa de otra temporada y así quedarnos con lo “útil” para esa estación. En el caso de las mujeres, los bolsos más pequeños pueden ir metidos dentro de los más grandes y así ganar espacio.
  9. ​​​No amontonar la ropa. Es fácil poner la ropa de nuevo en la silla o en la zona más hábil del armario pero eso sería un error. Tienes que poner de tu parte para mantener todo en orden, no es complicado. Decidir con antelación lo que te vas a poner al día siguiente y tener donde “tirar” la ropa sucia, puede ser de gran ayuda.

Si tienes muchas cosas acumuladas y no sabes qué hacer con ellas, puedes contratar a los profesionales de Vaciados Express quienes en un solo día recogerán y tirarán, no solo cualquier trasto viejo, sino todo lo que ya no quieras. Solicita ya tu presupuesto de recogida de trastos y electrodomésticos, nosotros nos encargaremos del resto.