La mudanza puede llegar a ser una experiencia estresante y agitada; sin embargo, existen algunas formas sencillas de facilitar cada paso de este proceso. Tanto si necesitas ayuda para preparar la mudanza, como para organizar el día de la misma, como para hacer que tu nueva casa se sienta como un hogar, tenemos todo lo que necesitas. Sigue leyendo para conocer 14 maneras de hacer que la mudanza sea lo menos estresante posible.

Cómo preparar el día de la mudanza

Cuanto más preparado estés para el día de la mudanza los resultados serán mejor. Si puedes desordenar y deshacerte de algunos objetos no deseados antes de la mudanza, habrá que empaquetar y desempaquetar menos cosas. Anota estos 6 pasos que puedes dar antes de la mudanza para reducir el estrés durante el proceso:

1. Empieza pronto la mudanza de tu vivienda

Puedes empezar a clasificar tus objetos no deseados en pilas de purga incluso antes de poner tu casa en venta. Cuanto antes empieces, más fácil será todo el proceso.

2. Reserva el tiempo suficiente

Antes de despedirte de tu propiedad, haz un recorrido después de que todas las cajas se hayan apilado en el camión de la mudanza para asegurarte de que no se ha perdido nada. Esto es beneficioso por dos razones: si has olvidado algo de valor, puedes llevarlo contigo, y si hay algo que no piensas llevar a tu nueva casa, puedes apartarlo para retirarlo o donarlo.

Limpieza de una cocina en 15 minutos

3. Limpia tus armarios

Aparta la ropa que no te hayas puesto en un año o más. Siendo realistas, si no te la has puesto desde el año pasado, probablemente nunca lo harás. Si las prendas están todavía en buen estado, regálaselas a tus amigos y familiares o a tu centro de donación local. Todo lo que decidas conservar, clasifícalo por temporadas o por categorías para que te resulte más fácil organizarlo cuando te mudes al tu nueva vivienda.

4. Revisa los objetos guardados en los trasteros de tu vivienda

Si hay algo que lleva años guardado en una caja, no te lo lleves a tu nueva casa, ya que sólo contribuirá al desorden. En su lugar, deshazte de él o dónalo.

5. Deshazte de los objetos grandes sin uso

¿Tienes muebles viejos o artículos voluminosos que ya no utilizas? No querrás pagar más a los de la mudanza para transportar algo que ya sabes que no vas a necesitar. Planifica deshacerte de ellos antes del día de la mudanza para que no te quedes con esa tarea el día de la misma.

6. Contrata a expertos en vaciados

Una vez que hayas clasificado todo lo que quieres deshacerte, contáctate con una empresa especializada en servicios de vaciados para ahorrante la tarea de tener que movilizar por tu propia cuenta los objetos que no usas. Para esta necesidad Vaciados Express es la solución ideal, la mudanza ya requiere mucho tiempo, así que déjanos ayudarte a eliminar esos objetos no deseados para que puedas centrarte en otros aspectos importantes de la misma.

Cómo hacer que el día de la mudanza no sea estresante

El día de la mudanza, pueden surgir algunas tareas inesperadas que podrían desbaratar totalmente tu experiencia positiva de mudanza hasta ese momento. Sin embargo, con estos cuatro consejos para el día de la mudanza estarás preparado para cualquier cosa que se te presente.

1. Elige el día adecuado para la mudanza

Elige un día de mudanza en el que sepas que tendrás tiempo suficiente para hacer el trabajo. Los fines de semana son ideales, ya que tendrás menos conflictos de horarios y podrás pedir ayuda a tu familia o amigos si es necesario. Considera la posibilidad de tomarte el lunes libre en el trabajo para disponer de más tiempo para deshacer el equipaje e instalarse.

2. Haz un último recorrido por tu antigua casa

Limpieza de una cocina en 15 minutos

Antes de despedirte de tu propiedad, haz un recorrido después de que todas las cajas se hayan apilado en el camión de la mudanza para asegurarte de que no se ha perdido nada. Esto es beneficioso por dos razones: si has olvidado algo de valor, puedes llevarlo contigo, y si hay algo que no piensas llevar a tu nueva casa, puedes apartarlo para retirarlo o donarlo.

3. Aparta los muebles de gran tamaño 

Entre la limpieza inicial y el día de la mudanza, lo más probable es que aún necesites vivir en la casa de la que te mudas. Por ello, es posible que algunos artículos de uso habitual, como el sofá, no se hayan incluido en la purga inicial. Si sabes que algunos muebles no caben en tu nueva casa o simplemente ya no son de tu estilo, apártalos para asegurarte de que no se trasladen accidentalmente a tu nuevo hogar. ¡No tiene sentido pagar a los de la mudanza para transportar algo que ya sabes que no vas a usar!

El día de la mudanza ya estás haciendo malabares con muchas cosas, así que no dejes que la retirada de trastos sea una de ellas. En Vaciados Express podemos ayudar a salvar tu mudanza deshaciéndonos de cualquier artículo no deseado. A menudo podemos dar servicio el mismo día para ayudar con cualquier emergencia de última hora el mismo día de la mudanza.

Cómo mantener tu nueva casa organizada

Una vez que te hayas mudado a tu nueva casa, hay cuatro cosas principales que debes hacer para asegurarte de que se mantenga libre de trastos.

1. Ordena todo lo que hayan dejado los anteriores propietarios

Recorre tu nueva casa y echa un vistazo a cualquier cosa que los antiguos propietarios hayan dejado atrás y que no se hayan acordado de llevar. Si estos objetos no te sirven para nada, no hay razón para que los conserves, ya que sólo contribuirán al desorden.

2. Desembala tus objetos habitación por habitación

A medida que vayas desempaquetando tus pertenencias, hazlo habitación por habitación. De este modo, podrás hacer un seguimiento de los artículos similares y deshacerte de los duplicados o de los artículos que te des cuenta de que no necesitas.

3. Deshazte de todo lo que no cumpla con una función

Incluso si te encantaba algo en tu antigua casa, eso no siempre significa que vaya a encajar perfectamente en tu nuevo hogar, ya sea por su tamaño o por su estilo. Cualquier cosa que no tenga un propósito específico debe ser eliminada. No tiene sentido aferrarse a algo con la esperanza de que eventualmente se utilice en el futuro, ya que esto sólo conduce a un mayor desorden.

4. Reserva una cita para la retirada de trastos

Los objetos no deseados que hayas descubierto en tu nuevo hogar deben ser retirados de inmediato. De lo contrario, puede pasar a otro proyecto doméstico y acabar con una pila de trastos en tu trastero ocupando un espacio valioso. Si tienes demasiados trastos, contáctenos y podremos retirar sus objetos de forma rápida y segura con nuestro servicio de retirada de trastos y enseres.

Pide gratis tu presupuesto online de vaciado de viviendas para deshacerte lo más rápido posible de todos aquellos artículos que están ocupando lugar e interrumpiendo tu mudanza.

quiero un presupuesto GRATIS