¿Te acabas de mudar a un nuevo hogar y no sabes cómo evitar malgastar energía? ¡No te preocupes! Lo más habitual es que, nada más llegar por primera vez a tu vivienda, aún tengan tiempo para hacerte a ella! En este sentido en estos primeros meses lo que debes hacer es aprender a optimizar al máximo la energía en tu hogar y comprobar bien que tus contratos energéticos se adaptan perfectamente a tu nueva vida, porque es muy habitual que no sea así y acabes pagando más de lo que deberías. Además, es necesario que aprendas a aprovechar los recursos de tu hogar para reducir el consumo energético a lo estrictamente necesario, sin malgastar. En este artículo pretendemos ayudarte a conseguir las dos cosas y todo ello con la máxima garantía de calidad.

ahorrar energía en casa

Lo primero es lo primero: precios económicos de energía

La optimización energética en tu vivienda es muy importante si quieres ahorrar; efectivamente, cuanto menor sea el consumo, menos vas a pagar. Pero, ¿de qué sirve hacer el esfuerzo de optimizar la energía si luego el precio que pagar por la energía es alto? Por eso es importante contratar con la compañía de gas y luz más barata que encuentres. En todo caso, si no sabes qué compañía de gas y electricidad elegir, siempre puedes utilizar un comparador de luz, una herramienta que te filtra las tarifas de las compañías de gas más baratas y de las de la electricidad. Igualmente podrás encontrar las que más se adapten a tu consumo.

​​Iberdrola es una de las compañías de gas pero también de electricidad más conocidas del mercado español. Las tarifas de Iberdrola se caracterizan por su gran variedad de modalidades. Especialmente interesantes son las tarifas 100% verdes de Iberdrola, que garantizan al cliente que la cantidad de energía consumida se ha adquirido a un productor de una fuente de energía renovable. Puedes encontrar más información sobre Iberdrola en este enlace: https://www.tarifasenergia.com/iberdrola/. En todo caso, no es la única comercializadora con un amplio catálogo de tarifas: Endesa, Holaluz, Esfera, etc.

¿Cómo optimizar la energía?

Una vez que la vivienda tenga unos precios adecuados para la luz y el gas, es momento de tratar optimizar al máximo posible la energía. Pero, ¿cómo hacerlo? A continuación te mostramos algunos sencillos trucos para conseguirlo:

  • No llenes tu hogar de cosas. Si sientes que tienes muchas cosas por la casa, lo mejor es que traslades las cosas que no necesitas pero que quieres conservar a un trastero. Las estancias llenas de cosas acumulan más polvo de lo habitual, lo que implica que tienes que limpiar mucho más a menudo y además puede ser malo para ​la salud.
  • Las ventanas tienen que permitirte aprovechar la luz solar durante las horas del día por eso importante que no haya ningún objeto opaco delante de ellas. Por supuesto, eso no significa que no puedas colocar elementos decorativos como cortinas; sin duda, las cortinas son geniales para evitar que el frío o el calor entren y además si son traslúcidas no habrá problema para que entre la luz del sol.
  • Los espejos son un elemento decorativo que no puede faltar en ningún hogar. Son económicos, útiles y además aportan luminosidad, ya que reflejan la luz, y permiten dar la sensación de una mayor amplitud de la estancia.
  • Otro de los elementos decorativos que tampoco puede faltar son las alfombras, que ayudan con el aislamiento térmico de la vivienda al evitar que se escape por el suelo el calor de la calefacción en las zonas en las que se encuentran.
  • Cambia tus bombillas por unas nuevas de bajo consumo que te garantizan que precisan menor electricidad para generar iluminación que una bombilla convencional y además tienen una mayor durabilidad.
  • Realizar una reforma sostenible que garantice el mayor aislamiento térmico en tu vivienda.

Estas son solo algunas ideas pero por supuesto hay muchas más. En todo caso, recuerda que solo de la mano de los mejores expertos podrás ahorrar energía.