¡Hola a todos! Recuperamos la sección de reciclaje creativo con una idea genial: ¡hucha lowcost! Se acaba el verano y todos nos proponemos ahorrar para navidades o para las vacaciones del año siguiente…Así que vamos a empezar con un cerdito hecho con botellas de plástico para guardar nuestros ahorros.

Hacer mi propia hucha con botellas

Materiales:
Tijeras y cuchillo de sierra
Botella de plástico (de cuerpo curvo, ejemplo: botella de fanta)
Pegamento
Papel y rotulador negro (para los ojos)
Spray o témperas rosas (recomendamos spray)
Un cartón para realizar las orejas.

1. En primer lugar, con un cuchillo cortaremos con cuidado una parte del centro de la botella para dejarla en dos piezas y que encajen bien ambas.

2. Una vez encajadas, hacemos con el cuchillo la ranura para meter las monedas. Si también tienes pensado meter billetes, hazla un poco más alargada.

3. Con el spray, pintaremos toda la botella, incluido el tapón que hará de nariz. Antes de pintar, coloca sobre la mesa papeles de periódico y quita todos los objetos que haya alrededor que puedan mancharse. Extienda el spray con el difusor por toda la botella y déjalo secar durante dos horas.

4. Mientras se seca la pintura, dibuja en un papel blanco los ojos del cerdito, y recórtalos en forma redondeada para que, una vez seca la botella, los pegues con pegamento en la ‘cabeza’ del animal. En el tapón/nariz, dibuja dos líneas que sirvan de agujeros para darle más realismo. ¡Y te quedará un cerdito/hucha tan chulo como este!

quiero un presupuesto